Volver al contenido principal

Caracteres taxonómicos y diagnósticos: clasificación versus determinación

Introducción: clasificaciones y categorías taxonómicas
  • Como vimos en el tema 1, la clasificación es una parte fundamental del método científico en Botánica.

  • Todos los conocimientos que se van acumulando sobre las plantas se refieren a entidades concretas que llamamos de una determinada manera para podernos entender y para poder recuperar e intercambiar dicha información

  • Estas entidades se ordenan en un sistema jerarquizado de clases o categoríastaxonómicas, las fundamentales son:
    • Especie: categoría básica sobre la que se sustentan las demás.
      • Hay numerosos conceptos de especie, algunos ya superados, otros que se discuten en la actualidad. Ejemplos:
        • Especie bíblica: las especies tal y como fueron creadas. No es un concepto científico, pero sí muy intuitivo. Su equivalente científico es la especie morfológica.
        • Especie morfológica: definida por discontinuidad en los caracteres morfológicos.
        • Especie biológica: formada por poblaciones interfértiles. Difícil de aplicar en muchas plantas
        • Especie evolutiva: poblaciones actuales + antepasados fósiles
        • Especie filogenética: poblaciones actuales con un origen común
        • Especie operativa: menor entidad diagnosticable (si no podemos diferenciarlas, no podemos definirlas)
      • Se admiten también categorías infraespecíficas: las más utilizadas son:
        • Subespecie (subsp.): razas geográficas ± diferenciadas
        • Variedad (var.): variaciones de carácter local que pueden aparecer dentro de una misma población
    • Género: grupo natural formado y definido por las especies que incluye
      • Puede subdividirse en subgéneros y secciones
    • Familia: conjuntos de géneros entre los que se reconocen varios caracteres comunes importantes. Algunas familias fueron reconocidas desde la antigüedad: Compuestas, Gramíneas, Umbelífereras
      • Puede subdividirse en subfamilias y tribus
    • Orden: agrupación de familias
    • Clase: grandes grupos dentro de una división
    • División (=Phyllum)

  • Cada entidad concreta es un taxon (o taxón)

  • A cada taxon le corresponde un nombre en latín cuya forma depende de su rango según normas internacionales recogidas en el Código Internacional de Nomenclatura Botánica (lo veremos en el tema 5)

  • Cuando se estudia la sistemática de un grupo se establece un sistema de clasificación, es decir una forma concreta de clasificar el grupo

  • La clasificación es, por tanto, una actividad reservada a los expertos

  • Según la finalidad se siguen diferentes criterios, resultando diferentes tipos de clasificaciones:
    • Clasificaciones artificiales.- No guardan relación con la afinidad natural de las especies
      • Prácticas: según aspectos utilitarios como usos, etc.
      • Teóricas: según características arbitrarias pero de interés científico. Ejemplo por el porte: árboles, arbustos, etc.
    • Clasificaciones naturales.- Persiguen reproducir de alguna manera las relaciones existentes entre las especies desde puntos de vista científicos
      • Fenéticas: persiguen hacer grupos de parentesco según el grado de similitud del mayor número posible de caracteres sin analizar si reflejan o no el parentesco real
      • Evolutivas: afinidad por grado de evolución o nivel de complejidad
      • Filogenéticas: intentan reproducir fielmente las relaciones de parentesco entre los grupos detectando aquellos caracteres que han sido heredados de un antepasado común


Caracteres taxonómicos
  • Los caracteres que permiten clasificar las plantas son los llamados caracteres taxonómicos

  • Según la finalidad de la clasificación así serán elegidos los caracteres

  • En las clasificaciones filogenéticas los caracteres taxonómicos más importantes se eligen según las experiencias previas: cada clasificación intenta mejorar la anterior

  • Para una categoría dada, los mejores caracteres taxonómicos son los que se mantienen invariables dentro cada taxon y permiten delimitar unos taxones de otros.

  • En las categorías superiores (familia, orden, etc.) predominan los caracteres cualitativos, y suelen ser anatómicos, embrionarios o bioquímicos (presencia de determinadas sustancias), así como la estructura general de las flores y de los frutos.

  • En las categorías inferiores (género, especie y taxones infraespecíficos) suelen predominar caracteres morfológicos de las estructuras reproductoras (flores, frutos y semillas), así como caracteres cuantitativos (medidas principalmente).

  • En la actualidad las técnicas de análisis del ADN permiten realizar clasificaciones con las que se pueden contrastar las clasificaciones tradicionales - Filogenia molecular
    • Se parte de una clasificación tradicional de un grupo, por ejemplo un género o dos géneros que se suponen muy próximos.
    • Se analizan marcadores moleculares que han dado resultados en casos similares y se estudia el mayor número posible de especies.
    • Se obtiene un filograma por procedimientos informáticos.
    • Se contrasta con la clasificación tradicional y se reexaminan los caracteres para establecer mejoras.


Caracteres diagnósticos
  • Caracteres diagnósticos son los que sirven para diferenciar unos taxones de otros en la práctica.

  • Determinar es identificar una muestra utilizando una guía, una flora o una base de datos que sigue un sistema de clasificación determinado. A diferencia de la clasificación, la determinación está al alcance de cualquiera que tenga dotes de observación y un entrenamiento adecuado.

  • Como caracteres diagnósticos se prefiere aquellos que son más fáciles de observar, aunque no sean exactamente los mismos que se utilizaron en la clasificación del grupo. Por ejemplo:
    • Hay dos géneros muy importantes de Cistáceas (familia de las jaras) que los expertos diferencian por el número de cavidades del fruto: Cistus, con 5-10 cavidades y Halimium, con 3. Es un carácter taxonómico y puede utilizarse también como carácter diagnóstico si la planta tiene frutos.
    • Pero ocurre que las especies de Cistus tienen pétalos blancos o rosados, mientras que la mayoría de las especies de Halimium de Andalucía occidental (salvo una con flores blancas en umbelas) tienen flores amarillas. El color de las flores puede ser un buen carácter diagnóstico si tenemos la precaución de observarlo y anotarlo en fresco (al secarse puede cambiar).

  • Cuando se diseña una clave de identificación es necesario elegir muy bien los caracteres para que sea eficaz.
    • Evitar caracteres microscópicos y bioquímicos
    • Utilizar si es posible caracteres vegetativos que están disponibles más tiempo, por ejemplo las hojas
    • Utilizar conjuntamente caracteres de la flor y del fruto
    • Evitar incluir caracteres del hábitat y de la distribución
    • Los colores y olores no siempre se conservan igual



Referencias: